Acupuntura

Esta técnica se basa en la teoría según la cual existen una serie de canales de energía en el interior del cuerpo, cada uno de los cuales actúa sobre determinados órganos asegurando que el equilibrio del cuerpo esté siempre asegurado y con él todas sus funciones. Si hay salud y bienestar, la energía fluye tranquila y suavemente por estos canales pero hay casos en los que algo dificulta el flujo normal de energía y aparecen síntomas como dolor, diversos tipos de malestar o patologías reales.

La acupuntura puede intervenir para asegurar que estos bloqueos se eliminen, promoviendo así la curación. ¿Como? Pasando a estimular puntos específicos del cuerpo a través de agujas finas y flexibles que pueden estar, según el caso, en diferentes zonas: pies, abdomen, espalda, manos, cabeza, orejas, etc. Evidentemente se trata de una técnica en la que se evalúa a la persona en su totalidad, es decir, no solo sus características y problemas físicos, sino también su bienestar mental y psicológico.

Acupuntura: beneficios y aplicaciones 

La acupuntura ofrece varios beneficios que pueden destacarse no solo en el cuerpo sino también en la mente. Se pueden intentar tratamientos de este tipo para resolver trastornos musculares o articulares, circulatorios, respiratorios (incluidas alergias), gastrointestinales, ginecológicos, urinarios pero también psicológicos (un ejemplo para todos los ataques de pánico). Entre otras cosas, es una técnica también apta para niños, especialmente para tratar la rinitis alérgica, el asma bronquial y la sinusitis crónica.

Generalmente, los tratamientos con agujas funcionan muy bien en problemas ginecológicos como el síndrome premenstrual, irregularidades del ciclo, pero también para aliviar los trastornos típicos de la menopausia o solucionar un problema de infertilidad (por supuesto, esto solo funciona en algunos casos). Hay quienes también usan agujas para tratar dermatitis, psoriasis y otros problemas dermatológicos muchas veces ligados al ámbito emocional o psicológico.

Otras aplicaciones de la acupuntura pueden ser en el caso de una dieta adelgazante para promover la pérdida de peso, para tratar adicciones como las del tabaquismo, el alcohol y las drogas o en el caso del embarazo de nalgas para promover la reversión del feto.

El tratamiento de acupuntura siempre tiene efectos positivos. Al ser una terapia holística trata al ser humano a niveles: físico mental y emocional.

Nuestra visión curativa relaciona todo lo que le sucede al paciente para tener un mejor resultado.

Algunos pacientes reaccionan rápidamente, incluso después de la primera sesión se ven resultados notables y a otros les tomará más tiempo volver al estado natural de la función orgánica. Esto se debe al ritmo de vida de cada un , y a la reacción interior de los órganos y el estado mental – emocional.

La acupuntura basándose en la teoría de los meridianos o paquetes neurovasculares trabaja directamente con el sistema nervioso reduciendo la agitación o aceleración interna. Además favorece la comunicación nerviosa logrando rápida mejoría. De hecho el mismo organismo reconoce donde se encuentra el bloqueo y se genera una curación orgánica espontánea. También se nota una notable mejora en la absorción de nutrientes y en la producción de sangre limpia y su buena circulación.

Solo por nombrar algunos beneficios que brinda la acupuntura.

El sistema nervioso en nuestro cuerpo es de vital importancia, la mayoría de desequilibrios se originan por la mala comunicación entre los nervios.

La acupuntura lleva al paciente a un estado de relajación profunda lo cual es de vital importancia para empezar a tratar cualquier desequilibrio.